• Gran número y variedad de Miradores Paisajísticos.
  • Senderos para Trekking y Observación de aves tanto en Áreas Naturales Protegidas, como en zona cafetera.
  • Visitas a ríos, lagunas, quebradas y cascadas majestuosas.
  • Senderismo a la zona de las cascadas del Río San Rafael y el Páramo del Parque Nacional Natural Tatamá.
  • Senderismo y cicloturismo en bosques altoandinos primarios y secundarios.
  • Visitas a Orquideario, Jardines Botánicos, y viveros de especies vegetales nativas del bosque.
  • Sendero cañón de río único de observación cercana del Gallito de Roca (Rupícola peruviana).
  • Visita a cueva o socavón de Minas de Manganeso.
  • Balnearios de río en aguas torrentosas y en aguas tranquilas.
  • Bosques comunitarios para meditación y descanso.
  • Caminos antiguos indígenas, de colonización y arriería.
  • Senderismo a bocatomas de acueductos.